El pasado 13 de Julio, Asturias elegía a su primer delegado territorial de UNEF, con enorme responsabilidad, me presenté al puesto.

Enorme responsabilidad porque de lo que se está hablando, al fin y al cabo, es de defender un sector que genera energía limpia y competitiva. Se está hablando de un sector que mueve muchos miles de empleos, un sector con un enorme impacto económico en nuestra región.

En definitiva, de lo que se está hablando es del futuro de nuestros hijos.

Fábrica Alusín SolarA la hora de poner a Asturias en el “mapa fotovoltaico”, es evidente que no podemos hacerlo como gran generador de energía verde. Los datos son claros, apenas pasamos de 600 instalaciones en toda la región, casi no supera el megavatio instalado. Pero hay un dato que se pasa por alto en esta región, tal vez por lo atomizado del mismo, o tal vez por lo desconocido para “el gran público”, y es que los mayores parques solares del mundo están hechos con metal asturiano.

En Asturias se focalizan algunos de los mayores y mejores centros productivos de estructuras solares, tanto en sus procesos de fabricación, como de tratamiento.

 

Asturias está presente y lidera todas las etapas de la cadena de valor: transformación de las materias primas (acero & aluminio) fabricación de los perfiles (ya sea perfilando o extruyendo) galvanización y transporte.

Desde UNEF Asturias, el empeño personal pasa por situar a la región y al sector en el nivel que se merece, destacando la potencia económica que supone para la región.

Actualmente estamos elaborando el informe sobre “el impacto en el empleo para Asturias del Sector FV”. Queremos arrojar el dato sobre qué es lo que hay detrás de los parques solares en Asturias. No somos una región líder en producción solar, pero sí en empleo solar.

Trabajaremos con ahínco para estar en otoño haciendo público el dato. Será el ariete que usaremos para poner en la agenda del día la importancia de un sector productivo en Asturias que permite a mucha familias salir adelante. Debemos poner en la agenda del día la necesidad de afianzar en España políticas estables de fomento de la energía solar.

No podemos seguir acercándonos al abismo de la deslocalización. Aquellas firmas que están presentes en el sector solar, lo son, sin duda, por sus exportaciones, pasando del 90% en su gran mayoría. Con esas cifras, ¿Qué une a esas firmas con su tierra? ¿Qué les impide, deslocalizar sus plantas de producción y acercarlas a sus clientes o al destino final de su mercancía?

Sin una mayor presencia del sector en el país corremos muy serios riesgos de sufrir la deslocalización de muchas de ellas. Una vez que España ha pagado la curva de aprendizaje de la energía solar mundial, una vez que hemos puesto a España en el mapa de las renovables, es hora de retornar a nuestro país el talento que hemos obligado a emigrar. Es hora de aprovechar una energía que ahora es barata, competitiva, limpia y renovable.

En definitiva, es hora de afianzar el futuro de nuestro hijos.

Javier Fernández-Font
Fundador y Gerente de Alusín Solar (@AlusinSolar)
Delegado de UNEF en Asturias